Skip to content

Trabajar como profesor de ELE online ¿es necesario tener una web?

¿Necesitas tu propia web para trabajar como profesor de ELE online?

Desde ya te digo que NO, si te interesa saber por qué digo esto, sigue leyendo…

 

Probablemente estés pensando que necesitas hacerte una web para trabajar como profesor online,  una web personal para que tus futuros alumnos puedan encontrarte. Pero tampoco tienes claro si quieres invertir dinero o tiempo en hacer tu propia web, porque… ¡vaya proceso tan largo!

Casi que te puedo leer la mente.

“¿Y si no encuentro a alguien que me la haga?”

“Me han dicho que la puedo hacer yo con una plantilla, pero es que no sé por dónde empezar”

“Uff tengo que pensar los textos ¿qué pongo?”

“¿Y el nombre?”

“¿Y el logo? ¿Qué colores pongo?Ufff, mañana lo pienso”

“¡Quéeee! ¿Que me tengo que hacer fotos? ¡Qué corte! ¡Yo no quiero salir!”

“Fulanita se ha hecho una web chulísima, seguro que se está forrando…”

“Bah… esto es muy difícil y me va a llevar mucho tiempo, casi que sigo con las clases presenciales”

Bueno, que levante la mano quien no haya tenido uno de estos pensamientos. Nadie ¿verdad?

No te voy a decir que tener una web propia para empezar a dar clases de ele online no sea importante, pero NO ES NECESARIO.Y menos aún como para que te frene a la primera de cambio y ni siquiera le des una oportunidad a tu propio proyecto de ELE online.

Lo repito, no necesitas una página web para empezar a trabajar como profesor de ELE online.

Míralo de esta manera…

Trabajar como profesor de ELE online

Imagina que te regalo una web ya hecha, preciosa, con todos los textos estupendos y todo implementado para que funcione correctamente.

Vale ¿qué vas a hacer después?

Si estás pensando en que la web por sí sola va a hacer magia, déjame decirte que es un error monumental, una web testimonial es como un granito de arena en el desierto, nadie la va a encontrar.

Un web necesita estar activa, que la llenes de contenido útil con cierta constancia.

Porque la web no es lo importante, lo fundamental es EL CONTENIDO, en una web sería el blog, por ejemplo. Y ese blog hay que alimentarlo con buena comida, nada de fast food.

Entonces, si lo importante es el contenido que publicas… ¿crees que solo es posible publicar en un blog?¿no hay más lugares donde publicar?

Afortunadamente, hoy en día hay muchísimos canales de comunicación que te permiten compartir el contenido que creas con formatos diferentes, por ejemplo, las redes sociales.

Cada red tiene sus particularidades, por eso debes elegir la que se ajusta mejor a tus necesidades. Empieza a crear contenido y distribúyelo en la red social que elijas y en la que esté tu cliente/alumno potencial.

Por eso he querido escribir este post, para recordarte que si estás decidido a abrir tu abanico como profesional y empezar a trabajar como profesor de ELE online, debes superar esa creencia limitante que te impide ponerte manos a la obra.

Te dejo aquí algunos canales de comunicación donde publicar tu contenido (sin tener web)

Redes Sociales: Las RRSS se han convertido en un escaparate perfecto para mostrarte y lanzar tu mensaje. Sé que habitualmente nos causan rechazo por la saturación de contenido y el exceso de sobreexposición, pero piensa que hay muchas formas de comunicar y no tienes que copiar a nadie ni hacer cosas que no quieras.

Youtube: Ya sé que es una red social, pero es que quería darle más importancia porque creo que como profes de ELE podemos beneficiarnos especialmente. 

A un estudiante de español le gustará ver cómo explicamos, cómo hablamos, si son capaces de entendernos, podrán ver nuestro tono, nuestros gestos… En definitiva, nuestro estilo de enseñanza. Con un vídeo podemos mostrar todo eso.

Puedes hablar de temas culturales, temas gramaticales, explicar pronunciación, vocabulario… ¡Ah! Y si no quieres aparecer, siempre puedes hacer presentaciones en vídeo sin mostrar tu cara (así empecé yo, haciendo presentaciones para los alumnos que ya tenía).

Mensajería intantanea: Whatsapp, Telegram… Piensa que es un canal genial para comunicarte con tus estudiantes y darles soporte. Es posible crear grupos de conversación con fines didácticos o simplemente usarlas como atención al cliente.

Podcast: Si no te gusta el formato vídeo para transmitir tu mensaje, con un podcast puedes apostar por el audio. Es un sistema que está cogiendo fuerza en los últimos años, y el mercado del mundo ELE todavía no está muy saturado, así que puedes apostar por él porque aún hay muchas cosas por hacer.

Email Marketing: Uno de mis canales favoritos. Con las newsletters puedes dar mucho contenido interesante a los alumnos que ya tienes y a los que todavía no. 

Es un canal donde puedes personalizar el mensaje y hablar de tú a tú, sé que a los profes de ELE nos encanta el calor de las clases presenciales, nos encanta el contacto, y quizá sea este medio el que más nos acerque a la persona porque nos ayuda a generar relaciones de más confianza.

 

Vaaaaale… seguro que sigues pensando que tener tu propia web es mejor, y tienes toda la razón, tener tu propia web te permite tener más libertad y autonomía porque las reglas las pones tú. Si mañana las redes sociales desaparecen también perderás tu contenido, en cambio, el contenido que publiques en tu web sera tuyo para siempre.

Por este motivo no debes perder de vista la idea de tener tu propia web, así que vete creándola poco a poco mientras empiezas a trabajar tu presencia en redes sociales.

No te miento, elaborar un buen plan de contenidos en cualquier red social es un trabajazo, pero es el mismo trabajazo que tendrás que hacer creando posts para tu blog en tu propia web.

Así que, de una forma u otra, si quieres encontrar clientes/alumnos en el entorno digital nadie te va a librar de crear contenido.

 

Incluso, es más, es que aunque tengas una página web con su blog y todo, también tendrías que mover y promocionar esas publicaciones del blog en las redes sociales para que las puedan leer más personas y tengan un mayor alcance. Lo dicho, muy raro es que te puedas librar de crear contenido…

 

Te cuento lo que me paso a mí, cuando yo empecé tenía muy claro que debía crear contenido, pero como tozuda que soy prioricé la web por encima de los otros canales de comunicación. No me arrepiento, porque cagarla es el mejor aprendizaje que existe, pero me da rabia el tiempo que “perdí”, ya que podía haber acortado el camino si no hubiera sido tan cabezota.

Es más, me hice mi propia web en la que gaste horas y horas y estuve dos años creando contenido sin resultados importantes porque no tenía la web optimizada para que google me encontrara, tachaaaan, medalla de loser. 🙈  Durante los dos primeros años hice el tonto y pague la novatada.

Te cuento todo esto porque ahora, con la perspectiva que me da el tiempo y la experiencia, veo como muchos compañeros del mundo ELE con ganas de lanzarse al universo online se quedan bloqueados a la primera: la web

Y lo que vengo a deciros es que la web no es lo primero que tenéis que hacer si queréis empezar vuestro propio proyecto de enseñanza de ELE online.

Todos tenemos resistencias y bloqueos cuando nos adentramos en un mundo que no conocemos, pero OJO que no se conviertan en excusas para seguir cómodamente invisible en el mundo digital y decir que todo es muy difícil. Es lo que es y no nos han enseñado por eso le tenemos miedo. ¡Es totalmente normal!

¿Que haría si en este momento volviera a empezar?

Pues haría mi web sin prisa y desde el minuto uno abriría un par de canales de comunicación para compartir contenido bueno bueno y empezar a impactar a mis potenciales alumnos.

Contenido del que no apetece, del que nos genera más resistencia (vídeos, audios, directos…) y alimentaría al monstruo con ese contenido. Intentaría estirar el contenido en cada red social  para asegurarme que el mensaje queda claro, porque sé que pensamos “ay, no quiero dar la coña”, publicamos una vez y ya. Y no, el contenido hay que reciclarlo y hacer que tome vida propia implicando a nuestra audiencia por pequeña que sea. Recuerda que compartir no es lo mismo que promocionar.

Podría estar horas y horas contándote todo lo que aprendí por el camino, por eso he creado las asesorías individuales y el programa de mentoría “IMPULSA ELE”, para  ayudar a otros profesionales a acortarles del camino del emprendimiento.

Así que si estás valorando empezar a trabajar como profesor de ELE online escríbeme y hacemos una sesión gratuita de valoración para que me cuentes y darte algunas claves y desbloquear dudas.

follow us in feedly